Páginas vistas en total

domingo, 26 de julio de 2015

CARLOS HARO: ¡LA MAGIA DE LA MODA! ¡HAUTE COUTURE VALENCIANA!



www.carlosharo.es

Carlos Haro es sensibilidad, pasión, trabajo artesanal, amor por el diseño, experiencia y unas ganas inconmensurables de crear, convirtiéndolo en uno de los grandes diseñadores exponentes de la Haute Couture Valenciana del siglo XXI. 


Colección Valencia 1909 - Reales Patrimonios


¿Qué aporta Carlos Haro al diseño y el diseño a Carlos Haro?
Todo, alma, vida y corazón como dice la canción y al revés exactamente igual. Diseño desde las emociones y el diseño lo que  me aporta a mí son esas emociones, esa vida y ese alma también.

Colección Ecos de Luz
Colección Orquídeas

Al diseñar. ¿Con qué te sientes más realizado con la Haute Couture o con el Prêt-à-porter?
Siempre con la Haute Couture, pienso que es la "madre" de todos los diseños. Ten en cuenta que cuando comenzamos con el Prêt-à-porter siempre hay un primer prototipo que es Haute Couture. No me interesa industrializar la Haute Couture, con lo que verdaderamente disfruto es realizando una prenda con una idea, en sí es un miniproyecto y una vez finalizado paso a otro proyecto. No veo por qué  rentabilizar tanto ese mismo diseño, es como leer un libro, una vez leído pasamos a otro. 


Desde 1995 hasta la actualidad, has realizado muchísimas colecciones. ¿Qué colección te ha aportado más a tu andadura profesional y cuál más a tu andadura personal?
Existen dos colecciones, por supuesto la primera no la puedo olvidar, la bauticé con el nombre de Raices, estaba inspirada en el paisaje mediterráneo, elaborada con materiales inusuales, imagínate, era todavía un estudiante y quería poner los materiales de mi paisaje, los que me habían acompañado desde mi infancia.

¿ Y cuáles eran?
Cañizo, fibra de coco, algodón trenzado, eran materiales rústicos pero verdaderamente extraídos del terreno, yo no podía comprarlos y reitero, los extraía de mi entorno. Al realizar esta primera colección, dió lugar a que me pudieran conocer. Años después aposté por concursos de moda, tuve la suerte de ganarlos de una forma muy rápida, muy consecutiva, muy seguidos, algunos incluso premios nacionales; fue mi comienzo, pero fue un buen comienzo, porque siendo estudiante sin tener los medios, sin tener un taller, sin estar respaldado por un equipo ya estaba creando colecciones y apareciendo en la prensa.

Colección Raices

Y luego hay una colección que guardo un especial feeling con ella es la colección del año del Quijote, ha sido una colección de las más internacionales, con la que más veces he viajado para mostrarla en otros países. Era la primera vez que inspiraba una colección en la literatura y de verdad que le guardo un especial cariño porque gracias a ella tuve mi primera aparición en la portada de un periódico, en el desfile realizado en Cartagena de Indias, en Colombia. Fue asombroso verme al día siguiente en la prensa.

¿Qué destacarías de la colección?
Cuando apuesto por una temática soy muy gráfico. Inspirándome en el Quijote, vimos auténticas Quijotas desfilando con trozos de armaduras, con lanzas, con yelmos, con escudos y auténticas Dulcineas con ese estilismo. Sí, estaba narrando el libro, veía que los vestidos hacían referencia a la obra literaria, la coherencia y la congruencia es lo que hacen que todo tome sentido, es como cuando te inspiras en las flores quieres que cada vestido sea una flor.

Por lo tanto, aunaste el sentimiento y el concepto en sí...  
Absolutamente sí.


Hay una colección que tiene un paralelismo artesanal, los acabados eran similares con piezas de porcelana. ¿Cómo conseguiste superar la dificultad de domar los tejidos y trasladar el paralelismo artesanal de la porcelana a tus diseños?
Realmente ahí está el diseño, en la experimentación. Incluso cuanto más al margen estas en lo que hagas de los demás, cuanto menos te documentas de lo que hacen los demás, más genuino, más innovador eres y en eso consiste la moda; en cerrar los ojos al mundo y mirar solo tu mundo interior y a experimentar.

¿Pero cómo pudiste conseguir ese paralelismo artesanal tan adecuado hacia la porcelana?
Te refieres a mi colección de Lladró, había colaborado ya muchas otras veces. Cada vez que hacen una perfomance con una nueva colección, me llamaban para que hiciera el mismo vestidito de la figurita para hacer la presentación. Finalmente hubo una propuesta que era si vosotros hacéis alta porcelana y yo Haute Couture, vamos a crear algo juntos; les pareció una idea fantástica y la llevamos a cabo. Esta colección también ha sido de las más internacionales, la que más ha desfilado en todo el mundo y esa colección sigue viajando. Es un gran reclamo, es un mismo público y las figuras de Lladró, solo tienes que asomarte y ves todo un universo, con detallitos y trasladarlo al idioma de la Haute Couture, es sencillísimo. Son, quizás, los vestidos de más Haute Couture que tengo, los que más horas he empleado.   




 ¿Sigue vivo el espíritu de la Haute Couture en la Comunidad Valenciana?
Sí, incluso yo te diría que a nivel nacional somos la Comunidad que más recurre a la Haute Couture entendida de la siguiente manera: Hay familias que sí que tienen por costumbre cada vez que tienen un acto importante bien sea la boda, el bautizo... Recurrir al diseñador, eso es Haute Couture.







¿Cuál es la mujer que se viste de Carlos Haro y cuál la novia?
Es una mujer que de niña jugaba a ser princesa, es femenina, es soñadora, es detallista, tiene una sensibilidad especial, le gusta embellecerse, no es de la mujer que olvida su belleza al margen de su trabajo o de su edad, son mujeres que se cuidan y que les gusta premiarse de vez en cuando con un vestidazo de alta costura, porque un ejercicio de autoestima es para ellas, muy importante.



¿Y la novia? 
Es la magia, podemos compararlo con el cuento de Cenicienta. ¡No hay más! Ese el  momento soñado que toda chica ha llevado en su momento. Es quizás de lo que más me gusta diseñar. Porque sabes lo importante del momento, lo especial de esa envoltura para la mujer que va dentro. Es una mujer princesa, amante de los volúmenes, de la magia, del glamour.

¿Qué es el patronaje para ti?
Es la arquitectura sin duda y la segunda pieza importante de un diseño bueno. Sin un buen patronaje en toda esta cadena no habrá un buen resultado final.


¿Has dicho la segunda pieza y la primera?
Es el diseño, el trazo, el dibujo, es la idea, es la mente.


¿Con qué tejidos y colores trabaja Carlos Haro?
Me gustan todos los colores, quizás los amarillos son los que menos he utilizado porque es un color que tiende a expandirse, por el contrario, te diré, que los dorados si que me atraen, me gustan mucho. Los corales, los rojos, siempre están presentes y los fucsias, pero ultimamente creo que me estoy dejando llevar por la tendencia, estoy introduciendo una gama de colores mucho más neutros que no eran muy propios de mí, pero es que también quisiera decirte algo: Todos los diseñadores acabamos saturándonos de nuestra propia trayectoria, si has hecho una colección muy colorista luego te va a apetecer otra más neutra, de colores más contrastados. 

¿Y los tejidos?
Las sedas me apasionan. Pero si de verdad quieres que mencione el que más me gusta es la organza; es un material transparente, vaporoso, pero al mismo tiempo se soporta en sí mismo. Con pocas capas consigues volúmenes y movimiento.



¿Cuál ha sido tu mayor reto y has dicho: lo he conseguido?
Cada colección ha sido un reto pero estar en la primera edición que estuve en Cibeles para mí era como uno de esos proyectos de a largo plazo, como cuando eres estudiante y verme allí presente...

¿No te lo creías?
Era materializar un sueño. Por supuesto había dado siempre pasos en esa dirección. 

¿Cómo puedes conjugar el minimalismo en un patronaje a saltar al mismo tiempo en una cascada de volantes en un diseño sin perder ese equilibrio armonioso de la forma?  
Porque es esencial mantener presente ambas cosas en una colección.

¿Es que eres tú?
Es que es así, minimalismo, pero por otro lado no puedes contenerte. Pero luego es el momento de la mujer, tendrá vestidos muy laboriosos en su armario pero también tendrá sobrios, exquisitos, con una simplicidad absoluta pero que también transmitan mucho. 

¿Qué te ha supuesto desde la creatividad la colección de fiesta Ecos de Luz y la de novia Orquídeas?
En la colección de fiesta Ecos de Luz me apetecía reflejar Luz, esplendor, como te pierdes en el cielo, como te dejas llevar por los momentos mágicos del crepúsculo. La magia de mirar al cielo y contemplar ese espectáculo es lo que quería reflejar, era como una asignatura pendiente porque me dejé llevar por los fenómenos atmosféricos, el cielo, la noche, las estrellas, el crepúsculo y reflejarlos en los vestidos.

¿Y Orquídeas?
Hay una inspiración muy presente en casi todos mis diseños y son los motivos vegetales, contemplar las flores es algo que me hace conectar con los dioses de la inspiración por la asimetría de las formas. Es algo que hago desde niño, recuerdo asomarme a una flor y quedarme allí observando las inmensas formas de detalles, de matices, el retorcerse un pétalo y todo eso está presente. Sin embargo en una flor tan exótica como una orquídea nunca me había inspirado y quise que esta colección fuera con esa frescura, un poco más exótica, que se saliera ya del barroquismo de siempre y crear formas más constructivas, más fluctuosas, si observas la colección se llega a ver esos detalles.


¿De qué disciplinas te alimentas para poder realizar tus diseños?
De todas. Soy diseñador porque a través de la moda puedo llevar a cabo todas esas disciplinas. La arquitectura me chifla, especialmente la época del Modernismo, el Art Nouveau también.  Esas formas simplemente contemplarlas, estar ahí, quedo como preso de todo aquello, mi cerebro se alimenta de esa información y luego a nivel inconsciente sale y se plasma en el dibujo. La música, elemento fundamental para mí mientras trabajo, a través de la música visiono ya los vestidos y esa misma música es la que pongo en la puesta en escena de las pasarelas.

¿Qué te queda por diseñar?
Me gustaría hacer el vestuario para una película, para una gran producción de Hollywood.

¿Un mensaje para los emprendedores en el mundo del diseño?
Que se tapen las orejas, que cierren los ojos, que saquen lo que llevan dentro porque todo el mundo quiere ayudar, colaborar, corregir. Un diseñador solo es un diseñador si es él y saca lo que tiene dentro. Solo tú te vas a ir perfeccionando, solo tú. No hay aprendizaje en el mundo del diseño, conoceremos nuevas técnicas pero la creatividad es innata, son nuestras vivencias, nuestro alma y es nuestro ser lo que sale de dentro y no hay más.        
   
Colección Orquídeas
Me encantó la puesta en escena de la colección Ecos de Luz y la colección de novias Orquídeas, deslumbraron los tocados de Fibres, la peluquería de Tomás Salcedo by Thommy Estilistas, el maquillaje de Susana Segovia y las modelos de Miss World Spain Valencia ¡Una delicia de pasarela!


Post realizado por  Carmela Sánchez Rodríguez. 
Fotos cedidas por el diseñador Carlos Haro  para este post.
 Agradecimiento a:
www.verophotos.es
www.facebook.com/VEROFOTOGRAFIAS
Por las fotos cedidas para este post.
Fotos de José Félix Gimeno para este post.
http://lavidapasaperoyonopasolavivo.es

2 comentarios:

  1. Como aprendemos contigo Carmela, Me encanta leerte conocer a mas gente por ti y saber que el arte y la cultura late .Preciosa y reveladora entrevista. Los diseños de Carlos una preciosidad llenos de glamour, Trajes de ensueños.

    ResponderEliminar

En este enlace podéis dejar aquí vuestros comentarios.